miércoles, 10 de abril de 2013

Teoria del cigarrillo

 Los efectos nocivos del cigarrillo

Hay tres alimentos que sostienen la vida humana: La comida; el aire que respiramos y las impresiones, que son las más importantes. Esto lo desconocen la ciencia y la humanidad. El aire cumple una función vital como purificador de la sangre que irriga todo nuestro organismo. Des afortunadamente los intereses creados altamente egoístas y la sociedad de consumo, nos manejan y nos imponen costumbres, vicios, ideas, etc.






Cuando el ser humano conozca su propia psicología y aprenda a manejarla se convertirá en un rey de sí mismo y del universo y comprenderá el lema inscrito en el PÓRTICO DEL TEMPLO DE DELFOS: "Homo, gnoscete ipsum", que en español significa "Hombre conócete a ti mismo y conocerás al universo y a los Dioses".

Uno de los lastres que más daño ha hecho a la humanidad, es el vicio horrible del CIGARRILLO. Hace más de 20 años que, a diario oímos hablar de los daños que causa el cigarrillo en el organismo humano: CÁNCER, INFARTOS, ENFISEMA, etc. Y aunque siempre tratemos de disculpar nuestro vicio, no deja de inquietarnos los estragos que causa. Ahora, con inquietud se observa que las mujeres también fuman, algunas más que los hombres. En cualquier reunión siempre hay alguien que "mira feo" o hace algún comentario, desaprobando ese mecánico gesto que un fumador realiza para encender un cigarrillo. Para eliminar cualquier vicio, se debe conocer el daño que causa y las técnicas y métodos que permitan comprenderlo a nivel psicológico, para posteriormente eliminarlo.








Sin exagerar y para ser exactos, los cigarrillo contienen 4.027 químicos, de los cuales 200 sonvenenos conocidos y 60 son cancerígenos. LA NICOTINA y EL ALQUITRÁN son las sustancias más nocivas. La dosis de Nicotina, que se encuentra en el cigarrillo, puede MATAR a una persona. Pero antes de fumar la cantidad necesaria para acumular la dosis mortal en la sangre, la persona sufrirá una larga y penosa enfermedad. 

- El cigarrillo crea tanta ó mayor adicción que otras drogas.
La Nicotina es un poderoso estimulante. Es la que proporciona el sabor al cigarrillo y obliga a la persona a querer cada vez mayor cantidad. Después de inhalar la Nicotina, el flujo sanguíneo va
acumulando la sustancia en cada célula del organismo y a medida que el tiempo pasa, las células se acostumbran y piden más al cuerpo. Por ello, el fumador se vuelve irritable y nervioso; con el cigarrillo se "calma" y la Nicotina se convierte en un "tranquilizante" semejante a la cafeína.
La experiencia demuestra que la nicotina está entre las drogas que crean mayor
adicción, junto con la heroína y la cafeína.





- El alquitrán que contienen los cigarrillos no es tan nocivo.
Si usted fuma un paquete de cigarrillo al día, durante un año, acumula en los pulmones, más de la cuarta parte de la cantidad total que se esparce en su organismo. Si quiere tener una idea de cuál es esa cantidad, exhale una bocanada de humo a través de un pañuelo. Esa horrible mancha carmelita es alquitrán y tenga en cuenta que sus pulmones son más absorbentes que una esponja.
El alquitrán destruye los miles de sacos ó alvéolos que el pulmón tiene para extraer el oxígeno del aire. Esta destrucción origina una enfermedad penosa e incurable: El enfisema pulmonar ó Asma del fumador. La persona con enfisema muere ahogada. En EEUU, los científicos en la autopsia han encontrado pulmones completamente negros, cubiertos por esta "brea". Así terminan los pulmones de un fumador...
Un cigarrillo contiene 20 miligramos de alquitrán y una persona que fuma dos paquetes diarios lleva a sus pulmones 400 miligramos de alquitrán, que en un año corresponde a 146.000 mg.
Los pulmones están constituidos por más de 300.000 alveolos pulmonares y el alquitrán termina por destruirlos.
Al principio el fumador sentirá una especie de ahogo, generalmente no le pone atención y sigue fumando. Normalmente se dan cuenta casi que demasiado tarde, pues ya han desarrollado el enfisema pulmonar ó asma del fumador que normalmente es tratada con bronco-dilatadores que estimulan y forzan a los alveolos no destruídos ó con corticoides que aumentan las posibilidades de un infarto cardíaco.
- El cigarrillo contiene monóxido de carbono.
Esta sustancia es el mismo gas que sale por el tubo de escape de un carro. La sangre asimila más fácilmente el monóxido de carbono que el oxígeno. De modo que al fumar, se inhala un gas venenoso y se impide al cuerpo recibir el oxígeno necesario. Es claro, el organismo sufre las consecuencias...
El monóxido de carbono presente en el cigarrillo, se mezcla con la hemoglobina de la sangre , produciendo una sustancia llamada Carboxihemoglobina, la cual impide la conducción del oxígeno en la sangre. Todo esto ayuda al desarrollo arterioesclerótico, ya que las arterias se llenan de placas grasosas y se vuelven rígidas
- El cigarrillo contiene cianuro de hidrógeno (HCN). 
Suena terrible, pero es la verdad. Esta sustancia paraliza las bellosidades que cubren los pulmones y que le sirven para defenderse de materias extrañas. Por esta razón los venenos entran rápidamente al pulmón. De ahí que organismo del fumador se defienda obligándolo a toser.
El cigarrillo es causa frecuente de enfermedades cardíacas.
Desde el primer cigarrillo, comienzan los problemas. Una simple bocanada acelera el ritmo cardíaco, de 5 a 20 latidos por minuto. Es decir que el corazón bombea más sangre, pero la nicotina hace que los vasos sanguíneos se contraigan, de tal modo que la sangre no puede fluir fácilmente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada